Los manglares: un ecosistema inmensamente rico bajo condiciones extremas

octavioaburto_oao1550Foto: Octavio Aburto

Los manglares pertenecen a especies de árboles terrestres que por las difíciles condiciones ambientales, tuvieron que desarrollar adaptaciones para sobrevivir. Los bosques de mangle se encuentran en lagunas costeras, regiones muy propensas a inundaciones, que por tanto, generan bajas concentraciones de oxígeno en las raíces. Para luchar contra esas limitaciones, los mangles negros y blancos poseen raíces neumatóforos, es decir, raíces con un crecimiento aéreo que les permite el transporte de oxígeno necesario a las raíces inundadas. Por otro lado, los manglares, al encontrarse en zona costera tienen que resistir un fuerte oleaje y violentos huracanes, así el mangle rojo desarrolló fuertes raíces zancudas que le permiten anclarse al suelo lodoso. Seguir leyendo “Los manglares: un ecosistema inmensamente rico bajo condiciones extremas”

Anuncios

La abundancia infinita…que no es infinita

Para los científicos, pescadores, políticos, y sociedad en general es importante tener una idea del estado de las reservas de peces en los ecosistemas. Esta información permite adaptar, según si la noticia es alentadora o no, las políticas de protección y manejo sustentable para lograr conservar o recuperar la buena salud de los cardúmenes. Para monitorear de manera aproximativa la abundancia de una especie, se calcula el esfuerzo que realizan los barcos pesqueros para capturarla. Si el esfuerzo es mínimo y en un tiempo corto se pesca una gran cantidad de peces, se interpreta como una buena señal, las poblaciones son abundantes y se encuentran en buena salud. Al contrario, si un cierto año, para capturar la misma cantidad de peces se requirió de más tiempo que los años anteriores, significa que la reserva está mermada, deteriorada y que las poblaciones están colapsando. Seguir leyendo “La abundancia infinita…que no es infinita”

La dura vida de los mineros ilegales

8292230716_82aafe02d5_o

Explosiones, emanaciones tóxicas y colapso de túneles son moneda corriente para los 10 a 15 millones de mineros* alrededor del mundo que laboran en minas parcialmente legales y que generan el 25% del oro mundial; de ellos, se estima que el 30% son mujeres y niños.

Uno de estos lugares, en donde ni los mineros ni el oro extraído existen del todo oficialmente, es La Rinconada, un remoto lugar de Perú, quinto país más importante exportador de oro del mundo. Los precios vertiginosos que ha alcanzado el oro han desencadenado una verdadera fiebre: en 6 años, el número de minas que perforan el glaciar de La Rinconada ha pasado de 50 a 250. Seguir leyendo “La dura vida de los mineros ilegales”

Los grandes olvidados de las presas

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Siete enormes presas construidas por China se elevan, desafiando al mundo; gigantescos muros de concreto que bloquean el flujo de agua y modifican drásticamente el paisaje. Cinco otras se encuentran en construcción. Por estos obstáculos artificiales e imprevistos, las variaciones de agua se notan más abruptas y acontecen sin previo aviso, lo que perturba la migración y el desove de los peces y causa fuertes inundaciones a las poblaciones aledañas al río, que en muchos casos se ven obligadas a migrar.

Seguir leyendo “Los grandes olvidados de las presas”

Las fluctuaciones naturales de las sardinas

Las sardinas, pequeños peces pelágicos, se desplazan en cardúmenes gigantescos, formando columnas y columnas de vida, como si quisieran atemorizar a sus numerosos depredadores. Y es que, esos destellos metálicos y viscosos tienen muchas implicaciones ecológicas: son la base de cadenas alimenticias, los pilares que sostienen diversos ecosistemas. Alimentan a peces más grandes y con un valor económico importante para el hombre, a mamíferos acuáticos y aves marinas. Pero sobre todo, alimentan a los barcos pesqueros, sus mayores depredadores, embarcaciones que surcan los océanos dejando tras de ellas un olor a muerte, producto de una pesca desenfrenada y excesiva. Seguir leyendo “Las fluctuaciones naturales de las sardinas”